¿Cómo funciona nuestro cerebro a nivel químico?

El cerebro humano es un órgano que pertenece al encéfalo que es el conjunto de órganos del sistema nervioso central y se aloja en la cavidad craneana. El cerebro está formado por dos hemisferios uno derecho y otro izquierdo los cuales cada uno presenta tres caras una externa, una interna y otra inferior. En cada una de estas caras se distinguen cisuras, las cuales separan lóbulos y los surcos que separan circunvoluciones.

El cerebro es como la computadora de mayor capacidad de almacenamiento de información del mundo.

La unidad anatómica y funcional del cerebro es la neurona (célula del sistema nervioso). El cerebro humano pesa menos de 1 y ½ Kilogramo masa, y contiene unas 10.000 millones de neuronas, cada una de ellas establece entre 10.000 y 50.000 contactos con las células vecinas, y pueden recibir hasta 200.000 mensajes.

La actividad del cerebro consiste en procesar miles de millones de impulsos eléctricos (impulsos nerviosos) que viajan a través de las neuronas a una velocidad que alcanzan los 300 Kilómetros sobre hora (Km./h), y cuya frecuencia o número de pulsaciones constituye el elemento variable del mensaje codificado. Pero el impulso nervioso, no puede saltar de una neurona a otra. Para salvar la distancia, la neurona libera un auténtico "mensajero químico", llamado neurotransmisor. Se llaman neurotransmisores a toda sustancia química liberada por cualquier terminación nerviosa que transmite un impulso de una neurona a otra a un músculo o a una glándula. La unión anatómica y funcional entre dos neuronas o entre una neurona y un músculo se denomina sinapsis. Los impulsos nerviosos pasan por la sinapsis de una neurona a otra en una sinapsis llamada neuro neuronal o de uno de una neurona a un músculo en una sinapsis neuro muscular. Nuestra salud mental depende en gran medida de lo que le ocurra al neurotransmisor en el camino. Si es destruido por enzimas perjudiciales antes de llegar a su destino, o al llegar al axón vecino no encuentra al destinatario del mensaje, la comunicación se corta. También puede suceder que las neuronas del cerebro, por alguna falla genética o alguna lesión exterior, no forman suficiente cantidad de cierto neurotransmisor químico.

El cerebro es un órgano de enorme complejidad y los procesos bioquímicos que intervienen en su funcionamiento son tan precisos y delicados, que diversas sustancias ingeridas, aspiradas o inyectadas alteran su funcionamiento o lo dañan.

Los biólogos están probando muchas sustancias químicas, tales como narcóticos y tranquilizantes, para saber como afectan a los sistemas enzimáticos y otros compuestos químicos del sistema nervioso. Por ejemplo, ¿cómo afectan las drogas a la química cerebral? Se ha demostrado científicamente que drogas como el CRACK (piedra de pasta de base de coca con bicarbonato de sodio) obliga al cerebro a liberar de inmediato algunos neurotransmisores, sobre todo dopamina, la serotonina. Este estímulo exagerado es lo que causa la "euforia" experimentada por el usuario. Como la droga bloquea el retorno de los neurotransmisores a las neuronas para su utilización posterior, el cerebro es finalmente forzado al extremo y ansía el estímulo compensatorio, es decir se produce un trastorno de la química cerebral.

El conocimiento de la Química Cerebral es importante para entender ¿cómo funciona el cerebro? y poder explicar ciertas enfermedades mentales que aparentemente no tienen cura. Actualmente se está estudiando la posibilidad de tratar con buen éxito algunas enfermedades mentales con sustancias químicas.

Google
 

 

 

 

 

 

Cyber Map | Contáctenos | ©2008 El Vuelo del Fenix