¿Qué son los cálculos renales?

 

Se denomina cálculo renal a una masa sólida compuesta por pequeños cristales, pueden haber uno o más cálculos al mismo tiempo tanto en el riñón como en el uréter.

En realidad os cálculos renales son muy comunes, algunos son de origen hereditario y suelen ocurrir en bebés prematuros.

Hay distintos tipos de cálculos renales. La causa del problema renal depende de la clase de cálculo.

Los cálculos renales pueden aparecer cuando la orina tiene una gran cantidad de determinadas sustancias que forman cristales, los cuales pueden transformarse en cálculos en semanas o meses.

Los cálculos de calcio son los más frecuentes. Ocurren por lo general en hombres entre los 20 y 30 años de edad. El calcio puede combinarse con otras sustancias para crear el cálculo. Otro tipo de calculo muy común es el de oxalato, el cual está presente en algunos alimentos como las espinacas. También se lo puede encontrar en los suplementos de vitamina C. Las enfermedades del intestino delgado incrementan el riesgo de aparición de este tipo de cálculos.

En el caso de los cálculos de calcio, estos también se pueden formar a partir de sua combinación con fosfato o carbonato.

Otros tipos de cálculos renales son:

Cálculos de cistina, estos pueden formarse en pacientes con cistinuria, el cual es un trastorno hereditario que afecta a hombres y mujeres por igual.

Cálculos de estruvita, estos se encuentran principalmente en las mujeres con infección urinaria. Este tipo de cálculo puede crecer bastante y obstruir el riñón, los uréteres y la vejiga.

Cálculos de ácido úrico, estos ocurren más comunmente en hombres que en mujeres y pueden ocurrir con la gota o por la quimioterapia.

Algunos medicamentos también pueden formar cálculos.

El mayor factor de riesgo para la formación de cálculos renales es no tomar suficiente líquido. Los cálculos renales tienen más posibilidad de aparecer si se produce menos de un litro de orina diario.

Es posible que los cálculos renales no presenten síntomas hasta que los cálculos bajen por los conductos (uréteres) a través de los que la orina llega a la vejiga, al ocurrir esto, los cálculos pueden obstruir el flujo de orina desde los riñones.

El principal síntoma es un dolor intenso que aparece de manera repentina y puede pasar súbitamente, en el área abdominal o en un costado de la espalda, y puede irradiarse al área de la ingle o los testiculos, (dolor inguinal o dolor testicular respectivamente).

Otra sintomatología incluye: vomitos, nauseas, escalofrios, color anormal de la orina, fiebre o sangre en la orina.

 

 

 
Conoce el libro Sanar con la dieta Alcalina

 

 


Google
 

 

Cyber Map | Contáctenos | ©2008 El Vuelo del Fenix